jueves, 10 de mayo de 2012

Cocut (Costa del Mar Interior)


Cocut es un pequeño reino situado ocupando prácticamente todo el Valle Árido, en la Costa Noroeste del Mar Interior. Al sur limita con la oculta nación enana de Kurtkan, al oeste con tierras salvajes, plagadas de monstruos y de orcos, al este con el Mar Interior y ciudades como WenLan y GanLan y al Norte con el inmenso Imperio Theretheano. Los cocutianos poseen un país pequeño, poco apto para la agricultura por su tremenda aridez, pero con buenas riquezas minerales. Es sobre todo un gran desierto, sin casi vegetación, a excepción de los ríos que los recorren y de varios oasis.
Su cultura y costumbres son similares a las de sus vecinos al sur, en Ruaz, aunque adaptados al desierto, lo cual los vuelve únicos. Son mucho más abiertos y tolerantes, y la magia es una cosa muy apreciada y buscada.
Su capital, Puerto Naltur, es una inmensa ciudad portuaria, dedicada sobre todo al comercio, y posee fantásticas maravillas. 

Ficha Técnica
Capital: Puerto Naltur
Idioma: Ruazés
Etnia: Mezeos
Población: 2. 500.000 Habitantes
Superficie(Km2): 52.560 km2
Grado Tecnológico: B
Grado Mágico: B
Religión: Rajhamarismo/ Umanthor (sectarios)
Alineamiento: Neutral Legal, Nuetral Bueno
Casa Reinante: Cairimi
Gobernante: Azarana Cairimi
Organización Política: Teocracia
Tolerancia Sexual: Amplia
Religiosa: media
Racial: media-baja
Magia: Alta
Privativa Principal: Riqueza, virtus
Moneda: Hazami (Platino, Cobre, Plata)
Sistema económico: Mercantilismo
Urbanización: Muy alta (60%)
Ciudades Importantes: Puerto Naltur, Zanathar, Tharazon, Puerto Weldur, Foltán, Isla de Arazawi
Productos de Exportación: Sal, linos, productos theretheanos, Barcos, hierro, oro, plata, acero refinado, estaño, topacio, rubí, hematites, perlas, ballestas, camellos, caballos ligeros, hachís, yebayá, vidrio, cerámica, papiro de caña, numerosos productos de otros países
 Productos de Importación: Alimentos, fertilizantes, brea, piedra, lanas bastas, maderas, etcétera.
Clima: Árido y cálido
Atractivos físicos y maravillas: Varias torres, el zoco de Puerto Naltur, ruinas antiguas en el desierto.
Templos principales y diócesis: Templo de Rajhamán en Puerto Naltur, cada gran ciudad tiene un templo principal. Hay varios monasterios de retiro espiritual a lo largo del territorio.

Sociedad: Abierta y tolerante, con reglas de cortesía inmemoriales y tradiciones hospitalarias y caballerescas. Aman el arte, la vegetación, el placer y el conocimiento. Poseen universidades, hospitales públicos y mezquitas, fuentes públicas, baños y grandes obras de infraestructura.
En Cocut, principalmente en Puerto Naltur, se encuentran las mejores casas de mala reputación del continente, en las cuales la diversión es completa: espectáculos de gladiadores, música, danza y por supuesto, mujeres hermosas siempre disponibles para aquellos con los bolsillos abultados, serviciales y tremendamente eróticas, siempre al cuidado de sus cuerpos, o bien casas de esclavas donde es posible encontrar cualquier cosa. La prostitución es de ejercicio libre, y las prostitutas son especialmente instruidas por matronas viejas en el arte de amar, en literatura y música, e incluso en algunas magias eróticas, pero se supone que gran parte de la prostitución es esclavizada en otros países y colonias y traídas para aprender sus estrategias y técnicas, o bien aprovechar su exquisito cuerpo. Muchas mujeres theretheanas, de cultura liberal, viajan a Cocut para pasar una o dos temporadas trabajando como prostitutas para aprender algo mejor del oficio y luego aplicarlo en su país con sus amantes escogidos. De hecho, se considera de buen gusto en la sociedad theretheana enviar a las jóvenes nobles a los cabarets cocutianos para poder aprender mejor sobre la sexualidad y a tener aventuras galantes. Muchas veces, estas gráciles señoritas no cobran a sus clientes, antes bien pagan el alojamiento y un “derecho de piso” en los burdeles, para poder tener relaciones sexuales gratuitas de parte de los hombres.
Equipo de combate: Destacan sus tropas de arqueros a caballo y a camello, así como la enorme tromba de ballesteros y sus paredes de flechas, utilizando ballestas de repetición y ballestas pesadas rompescudo. Utilizan armaduras ligeras y cimitarras, además de escudos redondos de bronce.
Religión: Tiene numerosas iglesias dedicadas a su dios Rajhamaran, el Señor de los Ifrits, divinidad de las fuentes de agua dulce y la magia. Creen también en los Espíritus Tutelares, Djinns e Ifritis que recorren el desierto. Llevan la compasiva palabra del voluminoso libro Caharan, palabras del Señor, a todos los lugares que pueden. El sumo sacerdote y Alto Mago Azarana es su Rajhimi (gobernante).
Puerto Naltur: La enorme capital del Reino de Cocut es una de las ciudades más grandes y hermosas de todo el mundo. Su arquitectura exquisita, combinada con su diseño exclusivo y su sincretismo cultural debido a la expansividad de su comercio y contacto continuo vía mar con todas las áreas costeras del mundo hace de esta increíble ciudad costera acaso la más cosmopolita y universal de toda la humanidad.
Destaca principalmente por su enorme tamaño y por su elaborada arquitectura y urbanidad planificada, que reduce al mínimo los niveles de hacinamiento y suciedad inevitables en una ciudad de semejantes proporciones. Su arquitectura se define por su gusto por la decoración bastante compleja, aunque no tan barroca como la de pueblos Lan, centrada principalmente en figuras geométricas y vegetales, desechando las figuras animadas por motivos religiosos y estilísticos. Los palacios de Cocut están rodeados de jardines con grandes estanques, fuentes y varios pabellones. Sus palacios poseen torres terminadas en cúpulas terminadas en punta, de colores exuberantes. Utilizan como materiales de construcción principalmente la piedra en sillares sin argamasa o ladrillos cocidos con argamasa.
Hacen un uso extensivo del arco en sus tres variedades cocutianas: Media Luna, que es un arco convencional, rebajado en su parte abierta, pero semicircular en su estructura pétrea; el arco Omwenzalid, apoyado sobre columnas, o Arco Herradura, ya que su curvatura excede un poco el semicírculo; y el Arco Herrojival, formado por dos semi-arcos iguales de diseño omwenzalid pero cuyas circunferencias se cortan antes de llegar al radio, enfrentando sus concavidades.
Sus columnas generalmente prescinden de basa, tienden a tener un fuste liso de mármol en forma tubular, y suelen tener capiteles muy ornamentados antes de llegar al arco. Las paredes y techos abovedados de los palacios y templos suelen estar recubiertos de azulejos de colores diversos y ornamentación diversa, de motivos estilizados y abstractos o bien flores deformadas con mucho uso de la curva.
Hacen poco uso de frisos y de frescos, pero se suelen utilizar relieves de materiales preciosos. Los edificios más lujosos suelen poseer terrazas con almenas adornadas, y grandes huertas y jardines de altura, con algún mobiliario cómodo y resistente para el disfrute. Dentro de los palacios sí suelen haber tapices y alfombras de motivos abstractos o mágicos, y aunque los espacios suelen ser abiertos y frescos, con grandes espacios vacíos, utilizan mobiliario lujoso, sobre todo mesas estilizadas en los rincones, sosteniendo lámparas de aceite, teteras, y toda clase de artefactos de placer y lujo. Muchas veces utilizan telas y cortinas en los arcos, para proteger intimidades y dar un mayor colorido y calidez a los ambientes, así como también plantas de interior de hoja ancha.
En cuanto a urbanismo, si bien la ciudad no fue originalmente planificada, los sucesivos gobernantes se preocuparon mucho por el bienestar y el paisajismo de su ciudad, contratando a cientos de sabios para planificar las obras destruyendo lo menos posible, pero siendo implacables con aquellos que se resistían a abandonar sus antiguos hogares en favor de la ciudad. La ciudad es semicircular, en forma de herradura adentrándose hacia el desierto, con cuatro avenidas principales muy anchas apuntando hacia los puntos cardinales, cuyo origen es el Palacio Dorado en el centro de la ciudad, la obra más bella de la arquitectura cocutiano. La ciudad posee tres murallas, una exterior y dos internas, que dividen las tres zonas principales de la ciudad: los barrios bajos de los alrededores son rodeados por la Gran Muralla Exterior y el mar, el Distrito Comercial está encerrado entre la Muralla Alta (que rodea a los palacios) y el Muro Pequeño, que la divide de los barrios bajos. Dentro del los muros de la Muralla Alta se encuentra la mayoría de los palacios y templos de importancia de la ciudad. Entre los palacios más hermosos se encuentra el Palacio Dorado, donde habitan los príncipes y que es el edificio más grande de la ciudad, abarcando más de doscientos cincuenta metros de radio, el Palacio de las Cien Torres, perteneciente al noble Rajamid Ezebolah, construido hace más de setecientos años y antigua sede de gobierno de la ciudad, que posee más de doscientas habitaciones, salones y torres, y es custodiado por los Guardias Sarrenos; posee además en su interior un edificio lujoso con patios y jardines exuberantes llamado la Casa de los Sabios, donde habitaban antiguamente los mayores sabios de distintas latitudes y especialidades enteramente a disposición del Rajhimi, y es hoy por hoy la principal biblioteca del país, con sus siete pisos repletos de textos y libros, tanto en sus idiomas originales como en traducciones al ruazés. Funciona además en el lugar la Escuela de las Lenguas, en donde el conocimiento lingüístico se acumula y e traducen tomos llegados de todas las partes del mundo. Otro edificio importante es la Barraca de Altizhi, donde reside y se entrena la más poderosa fuerza militar de Cocut, las Milicias de Altizhi, poderosos ballesteros sin armadura, pero de una agilidad y versatilidad sorprendentes. Existen en los barrios bajos cuatro palacetes gubernamentales donde se entrenan los Corsarios de Abramarán, marineros expertos y grandes luchadores marinos que llenan los galeones militares de inmenso tamaño, provistos de sus característicos turbantes enrollados de color amarillo y violeta, y sus cinturones de bronce lacado con oro.
La urbanidad asimismo hace que la ciudad prescinda de callejones y callejuelas oscuras, y en cada esquina hay una fuente de agua pública, y cada seis cuadras una fuente mucho más potente y labrada, llena de azulejos, en la intersección de las avenidas. Cada avenida es muy ancha, y suele estar adornada con largos canteros de flores de varios tipos, que florecen en cada estación de forma diferente. Asimismo, suelen haber bancos públicos donde la gente se sienta a reposar y conversar. La principal vida ciudadana se da en el zoco, lugar de tiendas y negocios donde se puede conseguir prácticamente cualquier cosa que se desee. En Puerto Naltur hay dos zocos: el Zoco Grande, en el distrito comercial, y el Zoco Pequeño en el puerto, donde se intercambian materias primas y generalmente se tratan pactos comerciales entre dueños de barcos y caravaneros.
Existen unas cuantas plazas, donde se encuentra la gente para discutir de sus cosas y meditar, fuera del bullicio de los caóticos zocos, o a enfrentarse con la esgrima. Uno de los paseos más conocidos y apreciados del mundo es el Paseo de los Leones, que es la avenida principal que sale del puerto hasta el Palacio Dorado, pero sólo en el tramo de los Palacios, donde se pueden ver más de doce mil estatuas labradas en oro y platino con figuras de leones de melenas plateadas, intercalados con árboles de plata en los que se posan pájaros de bronce con ojos de rubí y esmeraldas bordeados por canteros maravillosos repletos de flores a ambos lados del camino. La pericia de los hechiceros y sacerdotes de Cocut ha hecho que de los árboles labrados crezcan hojas reales, que cambian de color según la estación, yendo del verde al rojo dependiendo de la época. Estos Árboles y leones son pulidos y cuidados por la Guardia Monumental, guerreros con habilidades artísticas que se encargan tanto de pulir y limpiar las estatuas como de impedir que sean mutiladas y robadas. Se dice que uno de cada cuatro leones está encantado y que puede atacar a cualquier ladrón que toque una estatua con fines de latrocinio.
La ciudad es sumamente ordenada, pero no carece de vida. Toda clase de magos y encantadores de serpientes se encuentran en las calles ganándose sus monedas por entretener a las multitudes, siendo los más populares los Danzarines de Fuego theretheanos. En la ciudad además se pueden encontrar comerciantes de todas las partes del globo, y no pocos son los prodigios y rarezas encontrados en las calles, desde goblins montando gigantescos lagartos que caminan sobre el agua, hasta grifos manejados por hombres misteriosos vestidos con telas ligeras y plumas que comercian sus exquisitos vinos con nobles y ricos. Los theretheanos, debido a la escasa calidad de sus puertos, prefieren comprar todos los productos importados en Cocut, aprovechando los bajos impuestos y comisiones cobrados por las autoridades, y la excelente calidad de su puerto. Suelen llegar bajando en caravanas de extraños animales reptiloides de las montañas del norte, y se quedan durante temporadas enteras. Asimismo, las casas nobles theretheanas suelen tener viejas amistades con la nobleza cocutiana, y pasan largos años como huéspedes en los inmensos palacios del distrito central, dotando de riquezas y conocimientos a los hospedadores.
Organizaciones en Puerto Naltur: Asociación de Hombres de Bien, Asesinos de la Media Noche (cofradías internacionales), los Hombres de Abaziz,  los hombres del Puerto (cofradías locales) Todas estas cofradías conviven en una tensa paz, ya que se dedican a asuntos diferentes, pero siempre existen los roces. Entre los cultos secretos se encuentran los Ojos Sangrientos, los seguidores del culto de Sapthemot, los Amos de Tiempo, Los Siervos del Supremo Sultán, las Fuerzas del Ocaso y el Culto a Napthelemot de las Arenas. Las sociedades secretas y cábalas son: las Arenas Místicas, la Mano Izquierda y los Magos de los Vientos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario